Cómo rellenar una quiniela condicionada

Esta vez vamos a centrarnos en las quinielas de fútbol condicionadas. Seguramente usted, amigo lector, lleva tiempo jugando a quinielas simples. Incluso, quizás, lleva ya años jugando y necesita dar un paso más, conocer de qué manera puede optimizar sus gastos y maximizar sus ganancias. Le comentaré cómo puede hacerlo con las quinielas condicionadas.

Apuestas directas innecesarias
Cuando usted rellena un boleto de quiniela
con apuestas directas, bien sea con dobles, triples o cualquier combinación de ambos, usted, realmente, está haciendo apuestas innecesarias. Para entender esto, hay que entender exáctamente qué está usted haciendo cuando utiliza una apuesta múltiple en la columna de resultados. Que usted utilice un doble directo es equivalente a que usted rellene dos columnas simples, cada una de ellas con uno de los dos posibles resultados en el partido correspondiente y el resto de pronósticos idénticos. Lo mismo ocurre con los triples, pero, en este caso, las columnas simples a rellenar serían 3.

Es por esto que cada doble que usa multiplica por dos el número de apuestas que realiza, teniendo en cuenta que una apuesta equivale a 14 resultados simples. Cuando usted, compañero del azar, utiliza varios dobles y triples directos en un boleto, hay una serie de apuestas que usted está pagando y que podría ahorrase.

Le pondré un ejemplo. Imagínese que su jefe le llama su despacho y le dice que le va a doblar la paga del mes por el buen ejercicio de su trabajo (sí, ya sé que es mucho imaginar, pero hagámoslo que, de momento, es gratis). Y usted decide que ese dinero extra lo va a invertir en una quiniela con 6 triples directos.

Como usted va a jugar directamente 6 apuestas triples en su boleto, usted está jugando a la posibilidad de que se produzcan, por ejemplo, 6 victorias locales en esos partidos, o bien 6 empates o, incluso, 6 victorias visitantes. Es decir, usted está cubriendo todas las posibilidades, incluso aquellas que, por su experiencia son extraordinariamente improbables.

Optimizando el gasto
Es en este preciso punto en el que usted puede ahorrarse esas apuestas “innecesarias”: Pero, ¿cómo puede hacerlo? Muy simple, amigo mío, desarrollando sus dobles y triples en columnas simples y eliminando aquellas que no cumplan ciertas condiciones. Entre los apostadores de quinielas condicionadas se suelen utilizar condiciones basadas en el número de variantes (es decir, resultados “X” o “2”) y en el número de doses (es decir, victorias visitantes). En base a estos dos criterios usted puede armar sus quinielas condicionadas, expandiendo sus apuestas múltiples en series de columnas de apuestas simples y aplicando la condición que usted desea.

Siguiendo el ejemplo que les ponía antes (el del jefe con enajenación mental transitoria), usted podría condicionar sus 6 triples, pongamos por caso, a 3 o más variantes y 3 o menos doses. Es decir, usted está imponiendo estas dos condiciones a su quiniela a cambio de ahorrarse todas las apuestas que no la cumplan. Ha de tener en cuenta, amigo mío, que el ahorro para este caso concreto estaría entre 40% y el 45%.

Sin duda, es un ahorro considerable y no crea que va a perder excesivo tiempo haciendo desarrollos y rellenando boletos. Actualmente, hay muchos programas en la red que le permitirán hacer todo tipo de quinielas condicionadas con todos los criterios que usted guste. Además, nuestros amigos de la ONLAE, tan preocupados por nuestro bienestar, han habilitado la presentación telemática de La Quiniela, con lo que usted también se ahorra la ardua tarea de rellenar decenas de columnas simples (ya me hubiese gustado a mí tener esa ventaja cuando comencé con esto hace ya algunos lustros).

Por supuesto, amigos y compañeros del azar, les responderé gustoso a todas sus dudas e inquietudes. Escriban contándome lo que ustedes quieran, recuerden que yo siempre contesto: inakon@juegoenlinea.net

Etiquetas:

También te puede interesar ...

Recomendamos

Gane millones con las loterias más grandes del mundo!